#40 – Rien ne va plus. It’s now or never. O caixa o faixa. Todo o nada (Ante el 27-S).

Ya sé que no soy neutral y también sé que a veces es razonable considerar lo irracional como base de una opinión, pero me cuesta horrores comprender por qué todavía hay ciudadanos de Cataluña que no están a favor de la transición hacia el estado propio. Las motivaciones sociales y económicas que aconsejan dejar de depender de los gobiernos de Madrid son tan abrumadoras, que cualquier habitante de Cataluña que tenga previsto seguir siéndolo, debería apostar por la independencia, salvo que tenga un nulo apego a su propia dignidad o haya sido vilmente engañado.

Ya sé que no soy neutral, pero pueden estar seguros que si un día descubro a alguien robándome la cartera en el metro, no me arrodillaré para besarle los pies.

Aunque parezca mentira, a estas alturas de la película aún hay miles de personas que no han oído hablar de balanzas fiscales, de principios de ordinalidad o del Corredor Mediterráneo. No es casualidad: la mayoría de medios de comunicación evitan con todas sus energías que se produzca un debate claro y transparente sobre la situación actual de Cataluña en España y sobre sus posibles soluciones. Los intereses de los medios no son casuales, unos están en manos de las oligarquías económicas (Antena3, La Sexta, La Vanguardia, etc.) y otros en una situación financiera crítica que les obliga a seguir el dictado de quienes les mantienen con vida (El Periódico de Catalunya, por poner un ejemplo). Prefieren “embarrar la cancha” hablando de la supuesta locura de Artur Mas o incluso agitar un cadáver maloliente llamado “federalismo” antes que analizar la situación de forma pausada y objetiva. A todo esto, ¿por qué afirmo que el federalismo es un cadáver? Pues porque le dieron el tiro gracia a partir de 2006, con el cepillado y mutilación del Estatut de Pasqual Maragall, el último federalista asimétrico. Los autores de la ejecución fueron, al alimón, PP y PSOE que representan el pensamiento del 70% de los españoles. O sea, que quien en 2015 sigue vendiendo el federalismo como proyecto aplicable en España tiene más de mentiroso compulsivo que de ideólogo bienintencionado. Los españoles no quieren federalismo, y punto. ¿Cuántas veces tienen que decirlo?

Esta noticia es de las más recientes en cuanto a la posición de PSOE respecto a una posible reforma federal (El Periódico, 2015):

Pacto fiscal PSOE 2015La verdad es que no hemos avanzado mucho desde que intentamos negociar el Estatut de 1919, a tenor de las reacciones de la prensa de Madrid de aquel tiempo (El Imparcial, 1918):

El Imparcial 1918Lamentablemente, este tipo de reacciones de la prensa no son hechos aislados ni fruto de un titular sacado de contexto, sino que se trata de la más estricta normalidad mesetaria. Quien tenga curiosidad por ver una recopilación nutrida de reacciones de la prensa madrileña frente a las aspiraciones catalanas puede hojear el trabajo “El llibre negre de Catalunya. De Felip V a l’ABC” escrito por el historiador Josep María Ainaud de Lasarte, publicado en 1995.

Pero vayamos por partes.

Estoy seguro de que todos los contribuyentes de bien estamos a favor de la solidaridad entre territorios, es decir, que las regiones más ricas de un Estado o de una comunidad de Estados transfieran parte de sus recursos a las más pobres con el fin de que sus economías converjan. Fácilmente estaremos de acuerdo en convenir que no tendría sentido que tras esta redistribución de recursos los que generan riqueza pasen a ser más pobres que los receptores de la solidaridad. Pues aunque pueda sorprender a algunos, este sinsentido es precisamente lo que ocurre en España con Cataluña. La riqueza que se genera en Cataluña se aporta al fondo común de todas la comunidades autónomas y luego se reparte en forma de inversiones; pues bien, ese reparto es tan injusto que los ciudadanos catalanes pasan de ser los terceros a ser los undécimos en cuanto a su renta disponible.

El tema de la balanza fiscal es crítico y deberia ser conocido al menos de forma somera por todos aquellos que ejercerán su voto el próximo 27 de septiembre. La falta de inversiones en el territorio paraliza la construcción de infraestructuras y por lo tanto dificulta la generación de negocio y de empleo. Los estudiantes universitarios catalanes saben -o deberían saber- que pagan tasas de matrícula superiores a las que se pagan en muchos otros lugares de España y que además reciben menos becas.

Ah, por cierto, a todos aquellos que, llegados a este punto, le digan a su cuñado “sí, vale, pero el déficit fiscal de Madrid es superior” les tengo que dar una mala noticia: las cifras de la balanza fiscal de la comunidad de Madrid no responden a la realidad, puesto que la capital de España se beneficia de todas aquellas inversiones que recibe como capital del Estado, pero que sólo generan beneficios en Madrid. Además, hay que tener en cuenta que las grandes empresas “madrileñas” son, en la mayoría de casos, antiguas empresas públicas que están ubicadas en la capital por una simple decisión política; en algunos casos ni producen nada allí, ni tienen un solo cliente (Endesa, Repsol, Telefónica, etc.). Nada que ver con el tejido empresarial catalán, donde la empresa es autóctona: Grífols, Almirall, Nutrexpa, Mango, Puig, Gallina Blanca y un largo etcétera.

Dentro de las infraestructuras directamente perjudicadas por la falta de inversion estatal en Cataluña está el célebre Corredor Mediterráneo. Se trata del eje de comunicaciones terréstres del levante peninsular, clave en el transporte de mercancías entre África, Ásia y Europa. Los sucesivos gobiernos de Madrid han hecho todo lo posible por boicotearlo, diseñando engendros como el bautizado jocosamente “Corredor Madridterráneo”, es decir, la mutilación de la comunicación directa entre Valencia y Barcelona con un obligado paso por Madrid. La mutinacional china Hutchinson ha sufrido en sus carnes la falta de diligencia del gobierno central en la adecuación de las infraestructuras del Puerto de Barcelona. La política de infraestructuras que se lleva a cabo en España está explicada de forma excelente en este video.

En otro orden de cosas, una de las tácticas favoritas de los que desean frenar la independencia de Cataluña consiste en visitar abuelos en sus centros de día para decirles que en caso de secesión su pensión peligra. Este argumento, además de una gran mezquindad implícita, encierra una doble mentira: Las pensiones que eventualmente peligran son las de los jóvenes, pero en modo alguno las de los que ya son pensionistas, que pueden dormir tranquilos.

La segunda mentira consiste ocultar que, si bien el futuro de las pensiones públicas es bastante negro en general, si hay un rayo de esperanza es con la creación de un estado catalán, puesto que la relación cotizantes/pensionistas siempre será superior en Cataluña resepecto a España -básicamente por el nivel de desempleo estructural de algunas zonas de la península. Así pues, el razonamiento es el inverso al que presentan los contrarios a la independencia: si las pensiones peligran de alguna forma, es permaneciendo en España. De hecho, en el período 1995-2010 el saldo de la Seguridad Social “catalana” ha sido positivo en casi 25.000 millones de euros, mientras que en el resto de España se ha generado un déficit de más de 85.000 millones.

El bombardeo de mentiras por parte del Gobierno español y de la casi la totalidad de los medios de comunicación estatales tiene por objeto inocular el miedo en los ciudadanos de Cataluña y que, en consecuencia, ejerzan su derecho al voto bajo el temor a una debacle inminente en caso de que Cataluña se independice. La posibilidad de ver al nuevo estado catalán fuera de la Unión Europea y también de la moneda única queda conjurada cuando se tiene información, algo que los medios de comunicación desean evitar a toda costa. Las amenazas de expulsión que la Unión Europea ha llevado a cabo sobre los electores de Grecia no se han materializado, de forma que, ¿en qué cabeza cabe que se pueda plantear la expulsión de un territorio de siete millones de habitantes que es contribuyente neto a los presupuestos de la Unión, que es sede y centro de producción de innumerables multinacionales europeas y cuyos ciudadanos ya tienen ciudadanía de la UE? ¿Nos van a echar por odio? ¿Como venganza por salir de España? Además, es fundamental recordar que la libre circulación de ciudadanos se sustenta en el Acuerdo de Schengen, un espacio más amplio que el de la UE y en el que los paises miembros no tienen derecho de veto.
Adicionalmente, existe un argumento de peso para que España se vea abocada a pactar una secesión ordenada y a no utilizar en modo alguno su derecho de veto en las decisiones de la Unión Europea. Este argumento es el gran volumen de deuda que acumula en estos momentos el Estado Español, ya que para evitar un default inminente se verá obligado a negociar de qué cuota parte se hace cargo Cataluña. Es decir, que muy probablemente el nuevo Estado catalan asumirá parte de la deuda española, pero obviamente, a cambio de “otras cosas”, como por ejemplo la inexistencia de obstáculos por parte de Madrid en todos los procesos en los que Cataluña pueda necesitar el voto unánime de los miembros de la Unión Europea. Una explicación detallada del funcionamiento de estos organismos internacionales está en este vídeo.

Los indecisos y los recelosos de la independencia deberían comenzar a sospechar de que algo falla con sólo mirar quién hay a un lado y al otro del debate. En el bando soberanista encontramos a gran número de catedráticos de prestigio, no sólo de universidades locales, sino que también de centros de referencia mundial como Columbia, Harvard, Princeton o la emblemática London School of Economics. Además, también dan su apoyo a la independencia científicos de primera línea mundial como el epigenetista Manel Esteller o el investigador del SIDA Bonaventura Clotet. En cambio, al otro lado, una de las caras más activas contra la independencia es Javier Sardà, que se hizo millonario gracias al popular “Crónicas marcianas”, uno de los programas más infectos de la historia de la televisión, cuyos mayores logros eran burlarse de deficientes mentales -Sardà fue denunciado y condenado por ello- y mostrar las posaderas de Boris Izaguirre. El rostro de Sardà es uno de los más habituales en los platós de televisión desde los que da lecciones sobre qué tenemos que hacer los catalanes con nuestro país y con nuestro futuro. También se ha mostrado en contra del Procés la estrella televisiva de la Sexta, Jordi Évole. En su reciente artículo titulado “Trampas” expone una vez más su habitual “empatismo”: dos cositas malas del gobierno de Madrid y dos cositas malas de la Generalitat. Pues no. En humillaciones, insultos y provocaciones no estamos empatados, querido Jordi. A unos 666 kilómetros de distancia nos ganan por goleada. A Évole también parece molestarle mucho que su voto como barcelonés tenga menos peso que el voto de un elector de Lleida, pero jamás se ha quejado -y ha tenido tiempo- de que su voto valga mucho menos que la papeleta de un soriano.

En cuanto a las asociaciones cívicas que dan su apoyo a una u otra postura, las más conocidas son la Assemblea Nacional Catalana -a favor de la independencia- y Societat Civil Catalana, en contra. La ANC nació en 2011 y cuenta con más de 80.000 miembros, de los cules la mitad son socios. Es la responsables de la organización de las manifestaciones de los últimos 11-S. Se financia con aportaciones de sus socios y con la venta de material promocional, y no recibe ninguna aportación de dinero público. Al otro lado está Societat Civil Catalana, que maneja un presupuesto de cerca de un millón de euros pese a tener sólo 70 socios. El 97% de sus ingresos procede de aportaciones anónimas. Su líder es Josep Ramon Bosch, un ultraderechista catalán “aficionado” al nazismo.

Como decíamos al inicio, el papel de los medios de comunicación está siendo fundamental para que la información sobre el proceso circule de forma muy sesgada. La abrumadora mayoría de medios tienen su base en Madrid, pero además, algunos medios catalanes como La Vanguardia, El Periódico o 8tv están enfrascados en una dura batalla contra el independentismo. Tanto los artículos de opinión como las propias noticias que los diarios y televisiones de Madrid ofrecen sobre el Procés suelen estar plagadas de mentiras y a menudo llegan a ser delirantes. El director del Periódico de Catalunya, Enric Hernández, no les quiere ir a la zaga y ha llegado a publicar titulares que sacarían los colores a cualquier estudiante de periodismo, como uno muy reciente en que la cabecera del Grupo Zeta se preguntaba en portada si “con la independencia habría trenes y aviones”. Por suspuesto, Hernández no ha dejado pasar la oportunidad de sumarse a la moda y llamar nazis a los independentistas.

Como muestra del concepto de información que se tiene en Madrid, es preciso recordar que la periodista de moda en tierras mesetarias, Ana Pastor, en su entrevista de hace pocos días a Artur Mas llegó a afirmar que “las ventajas de la independencia son propaganda” y que por lo tanto sólo le interesaba preguntar por los riesgos.

Hablar con todo detalle del tratamiento erróneo que tanto el gobierno como los medios de Madrid están dando al Procés sería una tarea titánica porque cada minuto aparecen nuevos argumentos, pero valga lo expuesto como botón de muestra.

Cambiando de tercio, de entre los motivos que determinados ciudadanos catalanes dan para estar en contra de la independencia, algunos son realmente extraños: “Era Pujol quien robaba”, dicen en respuesta al déficit fiscal. Al margen de que la comparación de una cosa y otra es absurda, si la eventual corrupción de la extinta CiU es motivo para no ser independentista, por la misma regla de tres se deduce que los casos Gürtel, Rato, Bárcenas, etcétera deberían provocar renuncias masivas al pasaporte español, pero no consta que haya sido así. Por otra parte, algunos aluden a su lícito sentimiento español, algo que realmente tiene poco que ver con desear estar gobernados desde aquí. En otras palabras, en el Estado catalán, nadie dirá nunca a un ciudadano qué ha de sentir, ya sea español, búlgaro o de las Islas Fidji. Es así en todo el mundo. Se trata de algo íntimo y personal, y por lo tanto no debe ser un motivo para oponerse a la independencia.
En cuanto a la nacionalidad española, todo el mundo debe tener claro que nadie puede retirlarla y que quien desee ser ciudadano español lo será hasta su muerte. La única diferencia con la situación actual es que poseerá doble nacionalidad, española y catalana.
También existen reticencias en cuanto al futuro de la lengua castellana. Pero pueden estar seguros que nadie en su sano juicio se plantea perder el patrimonio de la lengua castellana en un futuro Estado catalán. Este temor nunca puede ser un argumento. Es más, si de un servidor dependiese haría lo posible para disponer de una Academía de la Lengua Castellana, sin vínculos con la española, que tuviese capacidad normativa sobre el idioma.

Sobre la actitud de algunos gobernantes extranjeros en cuanto a la eventual independencia de Cataluña, basta tener unas pocas nociones de geopolítica para comprenderla. Nadie va a dar a los independentistas el manual de instrucciones para alcanzar su nuevo Estado, pero tampoco van a enrocarse una vez que la situación se haya producido y tengan el problema sobre la mesa. A partir de ese momento, la prioridad de la UE y del resto de agentes implicados será solucionar el asunto de la forma más práctica posible y eso no puede incluir de ningún modo eternizar el paso de Cataluña por un limbo jurídico. Esto está explicado de forma muy clara en este vídeo a partir del minuto 18.

Al fin y al cabo, desde que el mundo es mundo, que las fronteras no han dejado de moverse y seguirán haciéndolo en el futuro. Por ello no comprendo la creencia de que las fronteras de España son inmutables –las únicas inmutables- salvo que otorgues a este país una naturaleza de carácter divino, circunstancia que entroncaría seguramente con algún trastorno mental bastante grave. En otras palabras, en los últimos cien años no han parado de crearse estados nuevos por toda la faz la Tierra y sin embargo, resulta que con Cataluña es imposible, que alguna ley natural impide que podamos tener nuestro propio estado. No tiene ni pies ni cabeza.

Quien esté en contra de independencia debería echar un vistazo a la España que nos prepara el Partido Popular, y la llamada “Ley mordaza” es un buen punto por donde comenzar el análisis. No creo que nadie tenga ganas de vivir en un país donde puedas ir a la cárcel por un comentario en Twitter. Este vídeo también es una buena radiografía de lo que es España hoy en día.

En la inmensa soledad frente a la urna cabe valorar todo lo aqui expuesto y votar por un futuro mejor, obviando filias y fobias. Al fin y al cabo no es más que una decisión administrativa: dejar de tener gobiernos en contra para autogobernarnos de verdad. El resto son fuegos artificiales. Eso sí, votar independentista es votar una de las dos listas que apuestan por el nuevo Estado, es decir, Junts Pel Sí y la CUP. Votar una opción federalista es votar “no” a la independencia, de forma que el voto por Catalunya Sí Que Es Pot equivale en el recuento a dar el apoyo a Ciutadans o al PP. Espero que nadie se confunda y con su error colabore en cerrar esta ventana de oportunidad que tanto ha costado abrir. Si alguien tiene dudas sobre como votar “sí” o “no” a la independencia, que mire atentamente este vídeo desde el minuto 53.

Y por encima de todo, los catalanes más opuestos a la independencia deben tener claro que si este proyecto no prospera ellos sufrirán en sus carnes la venganza del aparato del Estado Español con la misma intensidad que el independentista más radical.

 

Twitter bird logo 2012.svg@RogerVinton

RogerVinton2012@gmail.com

Advertisements
Aquesta entrada ha esta publicada en Uncategorized. Afegeix a les adreces d'interès l'enllaç permanent.

14 respostes a #40 – Rien ne va plus. It’s now or never. O caixa o faixa. Todo o nada (Ante el 27-S).

  1. Julian rodriguez Alonso y independentista ha dit:

    T’estimo Vinton!

  2. maciasbcn ha dit:

    Molt, molt Interessant !!!!, Gracies Roger Vinton!!!!

  3. Rosa ha dit:

    Bon article, imprescindible. La realitat crua exposada amb humor fi, buidant dubtes i temors

  4. bernat ha dit:

    Hi ha una falta, “cules” que deu voler dir “cuales”. A banda d’això, molt bon article.

  5. Malol. ha dit:

    Discurs rigurós, brillant i d’excelent analisi… TOTS els ciudadans que viuen a Catalunya ho deurien de llegir tan sols com a informació..
    Discurso riguroso, brillante y de excelente análisis…TODOS los ciudadanos residentes en Catalunya deberían leerlo al menos como mera información..

  6. antoni ha dit:

    Benvolgut Sr Vinton com sempre el seu artícle m´ha semblat molt interessant i estimulant. Acostuma a donar informació extensa i moltes vegada inhabitual als mitjans d´informació convencional. Jo més que el cor partit tinc el cervell confús , desde fa molt temps i malhauradament aquestes darreres setmanes . En alguns temes que no són essencialment sentimentals penso que debats entre experts o persones no lligades als partits polítics ens haurien aportat una mica de llum als que no tenim les coses clares.Per exemple en temes com la permanència en l´euro i l´Unió Europea, la repercusió a mitjà -curt temini de la separació en l´economia catalana….Per què penso que voste fa una petita trampa quan significa els partidaris de la independència en el col.lectiu Wilson i els seus principals adversaris o enemics en comics de curta volada. Probablement seria tant injust com desqualificar el Tricentenari per haver estat comissariat per en Mikimoto i en Toni Soler , oblidant que veus autoritzades del món acadèmic espanyol o europeu han reflectit ombres sobre la viabilitat d´una declaració d´independència sense acord polític.
    Sense relació amb el tema em permeto adjuntar-li un artícle llegit en una revista de recent aparició , ahora semanal , que fa referència a les infraestructures catalanes, autopistes i al seu concessionari, tema que vosté alguna vegada ha mencionat en el seu interessant blog

    http://www.ahorasemanal.com/indignacion-mal-dirigida

  7. CAMIL BONET I COSTA ha dit:

    Un molt bon article (i en espanyol, ja ho veieu !) que, sense apassionaments innecessaris i els peus a terra i el cap a sobre les espatlles ens explica molts perquès de la urgència que Catalunya recuperi el propi Estat.
    Una anàlisi racional, traspuada de finíssima ironia i, sobretot, fonamentada en dades i raons contrastables i inapel·lables.

  8. zitron37 ha dit:

    Interesante y ponderada reflexión. Me surge una pregunta sobre el tema de la nacionalidad española. Como sabemos, esta conlleva el derecho al voto en las elecciones a Cortes Generales que después deciden en los presupuestos cómo y dónde recaudar y gastar impuestos. Por lo tanto, como ciudadanos catalanes y españoles tendríamos derecho a decidir sobre nuestros presupuestos con todo el dinero que ahora se va a Madrid y además podríamos votar sobre los presupuestos del país de al lado. ¿Es así en tu opinión?

  9. Martí Soler i Galí ha dit:

    El nacionalisme és absolutament reaccionari, per tant es evident que una persona tant pagada de ella mateixa com vostè no vol fer una defensa del nacionalisme si no del capitalisme salvatge que suposo que és un dels seus referents, ja que només parla i d’una forma absolutament parcial, (posant-se al nivell de la dreta espanyola que tant rebutja), i per tant demagògica, dels temes monetaris que sembla ser que coneix tant be, tenint en compte que després de oblidades les guerres es tornen a produir no tinc cap dubte que a l’hora de les garrotades vostè s’haurà allunyat i podrà seguir amb el seu discurs en defensa d’entitats tant brutals com la multinacional xinesa Hutchinson i de qualsevol empresa que tingui un perfil semblant, garantint desigualtat opressió i un absolut menyspreu per l’esser humà, o creu que a la República Popular Xina hi ha democràcia?, suposo que tant li fa.
    Per molt que estigui disfrutant dels seus deu minuts de glòria, el temps passarà i el món ens oblidarà, però el mal ja estarà fet.

  10. Retroenllaç: O caixa o faixa | Roger Vinton

  11. Retroenllaç: Comentaris de campanya 6/?: Corrupció ⋆ paubaig.cat

  12. Retroenllaç: ROUND THREE | donny_Bacon

  13. Retroenllaç: Comentaris de campanya 6/7: Corrupció ⋆ paubaig.cat

  14. Luis ha dit:

    La unica duda que me parece razonable es que todo ese beneficio vaya a caer a la gente de a pie. Mientras el pueblo se dedica a compartir whatsapp pro-independencia los que la orquestan de verdad tienen su propio grupo de whatsapp y de seguro ellos estan pensando otros beneficios y probablemten mas de la mitad de los beneficios que es esgrimis se queden en una bandera y calzoncillos azul a juego con la estelada.

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s